La difusión de imágenes sexuales por WhatsApp es ya un delito penal

La difusión de imágenes sexuales por WhatsApp es ya un delito penal

Rocío Calderón/CentroRed.

La difusión de imágenes íntimas a terceras personas por la aplicación de mensajería instantánea WhatsApp es ya un delito, según la última reforma del Código Penal, que introdujo un nuevo apartado (197.7). El auge de este servicio ha obligado a las autoridades nacionales a mejorar sus prestaciones debido al alto contenido de imágenes y videos audiovisuales íntimos, que se envían a diario, través de esta tecnología. De este modo, la última actualización del Código Penal estable que “será castigado con una pena de prisión de tres meses a un año… el que, sin autorización de la persona afectada, difunda, revele o ceda a terceros imágenes o grabaciones audiovisuales de aquélla, que hubiera obtenido con su anuencia… cuando la divulgación menoscabe gravemente su intimidad personal”.

Por otra parte, la reforma deja libre interpretación en su apartado sobre si sería o no delito la divulgación de imágenes o pantallazos.  Es decir, si en las fotografías o grabaciones audiovisuales deben aparecer, físicamente, la persona afectada, o si basta con que sean suyas (que le pertenezcan o afecten). Puede parecer una sutileza jurídica, pero no lo es.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *